“Límite en el movimiento, límite en el pensamiento”

Patricia Valdesueiro, maestra de educación física en CEIP Ángel González, Madrid

 

El Centro Regional de Innovación y Formación Las Acacias ha apostado una vez más por el cuerpo como elemento fundamental para la innovación educativa.
Durante sesiones intensivas realizadas en los meses de enero y febrero de 2018, un grupo de 25 profesoras y profesores de diversas especialidades se han dedicado una vez a la semana a conocer, explorar y reflexionar activamente sobre el desarrollo de la inteligencia corporal y su integración en el aula.

Con mucho aprendizaje y entusiasmo hemos compartido la convicción de que “otra sociedad es posible”, como ha manifestado la profesora de primaria, Cristina Plasencia Grediaga.

En este vídeo puedes acceder a un resumen de la experiencia vivida por el profesorado durante una de las últimas sesiones del curso.

 

A través de diversas propuestas relacionadas con técnicas de investigación de movimiento, dentro del código contemporáneo de la danza y en diálogo directo con la comunidad educativa, hemos relacionado las experiencias vivenciadas con la lectura de textos poéticos y literarios y con material específico sobre conceptos de inteligencia corporal.

Profundizando de manera dinámica y participativa en las reflexiones basadas en pensamientos de artistas y en la propia filosofía apoyada en pensadores como Nietzsche, nuestra comunidad de aprendizaje ha desarrollado un debate colectivo sobre cada propuesta durante el avance de nuestras sesiones.

El alto nivel de compromiso con el trabajo, la creación y la capacidad de reflexión sumadas a la enorme calidad profesional del grupo han posibilitado el desarrollo de infinitas conexiones entre las posibilidades corporales y el proceso educativo en sus diversas especialidades: música, lengua castellana y literatura, educación infantil, educación física, dibujo, filosofía, matemáticas y lengua extranjera.

La profundidad con la cual han vivido el proceso los asistentes ha sido además de extremadamente gratificante, un gran refuerzo profesional y personal acerca de la importancia y necesidad de la continuidad, seguimiento y expansión de mi investigación y práctica docente en diversas comunidades, referenciando al cuerpo como elemento transversal en cualquier proceso educativo.

“Conozco mucho más mi cuerpo, mi cuerpo en el entorno y mi cuerpo como un ser social”, afirma Jorge Romera Guerrero, maestro de educación infantil. “Siento emoción al percibir la conquista corporal en conexión con nuestra inteligencia, ya que los movimientos tenían un sentido propio y eran fruto de una creación personal”, dice la profesora de lengua castellana y literatura Manuela Rodríguez Ávila.

“Lo primero que me sedujo del curso fue su nombre porque yo pienso, desde hace mucho tiempo, que el cuerpo encarna también nuestra parte emocional, intelectual y espiritual, donde somos un todo (…) Pienso que todo lo vivido en este curso, me ha llevado a sentirme más humano y aceptar a mis alumnos tal y como son, sin exigirles tanto” reflexiona Juan Carlos Ceberio Blanco, maestro de educación física.

En lugar de trabajos finales, hemos bautizado los proyectos educativos creados por cada participante como “Experimentaciones”. En el aula del CRIF y en sus propios aulas, el profesorado participante ha desarrollado estrategias, propuestas y actividades que inspiradas por el material compartido y adaptadas a sus contenidos y objetivos nos han dejado a todas y todos sorprendidas/os y emocionadas/os.

“No debemos olvidar que una formación integral del alumnado supone no solo fomentar actividades de desarrollo cerebral, sino también, corporal”, concluye la profesora de lengua castellana y literatura, Nieves Zamora Canosa.

“Los alumnos dejan de ser sujetos pasivos que sólo escuchan, para pasar a experimentar a través de su cuerpo. La puesta en práctica de este proyecto ha sido muy gratificante para todos los niños y por lo tanto, para mí misma”, afirma la maestra de música, Carmen de la Rosa.

“No se trata de seguir la música y seguir su dictado- este punto está siendo un descubrimiento para mí. Me habla de ser fiel y honesta conmigo misma”, reflexiona Ana Aztarain Garrigós, también profesora de música.
Siento que la experiencia del curso nos ha marcado a todo el grupo de manera especial ya que estas sesiones han sido un pequeño paso dentro de un gran escenario de movimientos aún más revolucionarios. “Cuerpos felices somos mejores personas, mejores parejas, mejores madres, mejores amigas, mejores maestras… “ comparte con honestidad la maestra de primaria, Adela Carrasco.

Como ha dicho la profesora de filosofía Yolanda Herranz, participante de dos ediciones del curso sobre el desarrollo de la inteligencia corporal impartidos por mí en el Crif, “Bloquear el movimiento es bloquear la vida”. Dando espacio a que el cuerpo y su movimiento estén integrados en el aula con conciencia, conocimiento y compromiso estamos favoreciendo que la VIDA, en mayúsculas, esté encarnada en la educación.

Y no se puede hablar de renovación e innovación sin hablar de cambios referentes a paradigmas de pensamiento y acción en la vida profesional / personal.

Marina Santo

Fotografías: Ángela Corredor Tamurejo

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies